Vettel ganó de nuevo en Suzuka, pero Alonso aplazó sus festejos

El alemán Sebastian Vettel (Red Bull) ganó el Gran Premio de Japón, donde logró la novena victoria de la temporada, quinta consecutiva, pero no pudo festejar aún su cuarto título mundial de Fórmula Uno seguido porque el español Fernando Alonso (Ferrari) fue cuarto.

Vettel, de 26 años, prosiguió con la aplastante marcha que le llevará este mismo año a un cuarto título mundial seguido al firmar su trigésima quinta victoria en F1 en Suzuka, donde logró su cuarto triunfo en cinco años y en 2011 -cuando fue tercero- celebró su segundo título.
El 'pequeño Kaiser' de Heppenheim, que ganó por delante de su compañero australiano Mark Webber -que había salido desde la 'pole'- y del francés Romain Grosjean (Lotus), lidera el certamen con 297 puntos, noventa más que Alonso.
Por lo que casi con total seguridad igualará los cuatro títulos del francés Alain Prost dentro de dos semanas en Nueva Delhi, donde se disputará el Gran Premio de India. Contemplando un hipotético triunfo de Alonso le bastaría ser quinto; e incluso podría no puntuar, siempre que el español no acabe entre los dos primeros.
Así que, si sigue con su aplastante dominio en India, Vettel emulará también a su compatriota Michael Schumacher y al argentino Juan Manuel Fangio, los dos pilotos que aún lo superarán en títulos y los únicos que encadenaron cuatro.
El 'Kaiser', séptuple campeón, logró cinco seguidos con Ferrari antes de ganar los dos primeros con Benetton. El 'Chueco', que ganó con Alfa Romeo, Ferrari, Mercedes-Benz y Maserati, logró su primera corona en 1951 y añadió otras cuatro entre 1954 y 1957.
El insaciable 'Seb' hubiese preferido festejar en Japón, pero la escudería de la bebida energética podrá ahorrar en champán, ya que es bastante probable que en tierras indias celebre asimismo su cuarto Mundial de constructores seguido. Tras el 'doblete' de hoy, Red Bull comanda con 445 puntos, 148 más que Ferrari, que mantuvo el segundo puesto, ahora con diez sobre Mercedes.
El inglés Lewis Hamilton, piloto de esa escudería, atacó a los Red Bull en la salida, pero sufrió un pinchazo en el trasero derecho y perdió toda opción antes de la primera curva, a la que llegó primero Grosjean, que salía cuarto y rebasó a Webber y a Vettel.